13 jul. 2013

Fuerte


Necesito el umbral de tus ojos para saber que me balanceo despacito poco a poco más a dentro. Lo entiendo de nuevo, en un bosque perdido se que te he conocido. En el aire cautivo se que te beso y que estás conmigo. Y cuando no estés poder comer los restos de ti que van quedando en cada trozo de piel amada y deseada de una noche pérdida llena de sapos sobre la cama. Precioso nido de amor el suelo, hasta que la alegría nos moja y sabes que tus labios y los míos son un dulce veneno. La misma flor con distintas miradas, quitándole los bracitos a las hadas para decirme que esta mojada. Corro por caminos y me siento a flipar de todo lo que tengo y de darme cuenta que de tus manos no quiero escapar.


Dia a dia quiero volver a empezar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario